jueves, 24 de junio de 2010

"Caminando como pisando huevos"...



















(Foto sacada minutos despues de incorporarme luego de caer de ojete a la nieve)


Expresion que mas de una vez usó un compañero mio de laburo. Y uds se preguntaran por qué. Simple, estas ultimas semanas nos invadió la nieve aunque en menor cantidad con respecto a años anteriores donde nevaba por horas y caia bastante como para armar un muñeco de nieve bien copado. Ah, antes de seguir pueden ver que volvi al ruedo en esto (gracias Feisbuc por este vacio de ideas).
Volviendo a los copitos de nieve que hace unas horas me tuvieron a mal traer tengo que decir que por lo menos algo cayó como para que aquellos habitantes de mi ciudad que nunca vieron la nieve por venir recientemente de lugares mas cálidos puedan deleitarse un poco con estos milagros de la naturaleza (?).
Pero no todo es color de rosas. Una nevadita de estas trae consigo un par de inconvenientes que voy a pasar a contar:

1. La baja temperatura que provoca el escarchamiento de la nieve que al derretirse deja esa malparida lamina de hielo que cubre las calles. Lo que hace que caminemos como cuando nos levantamos a la madrugada a tomar agua y no queremos hacer ruido.

2. Con esto las calles de esta ciudad no tienen nada que envidiarle a una cancha de hockey sobre hielo. En consecuencia, autos y transeúntes concursan (sin querer) en una especie de "Patinando Por Un Sueño", pero sin Polino.

3. En esta seguidilla de acontecimientos que hacen a una nevada y donde tambien las calles se escarchan tambien estan los que, como yo hace un par de horas, pisan en falso y terminan comiendo nieve del suelo (en el mejor de los casos).

4. Por ultimo. La nieve se derriteeeee!! Te la regalo con el barro. Una cagada...


Pero bueno, son cositas que tiene vivir en el sur, en esta querida Patagonia que con nieve, escarcha, frio y viento me vió crecer y me va a ver vivir por mucho tiempo más.





Los dejo con un temita de Hugo Gimenez Agüero que hace que te pinte la nostalgia







Saludos...